jueves, 22 de septiembre de 2016

¿Qué es lo mejor?

Muchas veces buscamos hacer lo mejor, o creemos estar haciéndolo, pero la pregunta que surge de inmediato es: ¿y quién me asegura que esto es lo mejor? Sí, porque realmente la sabiduría en su totalidad no la tenemos, ¿verdad?, así que resulta difícil asegurar al cien por cien que lo que elegimos es lo correcto.

Me gustó mucho la clarificación que encontré en el Tercer Libro de Conversaciones con Dios, de Neale Donald Walsch, abordando esta situación. Para quien no conozca esta colección de libros, me gustaría indicar la base de los mismos. El autor, en un momento de crisis lanza a Dios determinadas preguntas, y en su perplejidad, siente que Dios le responde y va plasmando sus respuestas en lo que poco a poco se va convirtiendo en la trilogía titulada Conversaciones con Dios.

Pues bien, en una de esas conversaciones, según Neale Donald Walsch, Dios precisa dónde se encuentra el problema de dilucidar lo que podría ser mejor para uno, y lo hace así:


Lo que es mejor depende de quién eres y quién intentas ser. 
No puedes elegir con inteligencia lo que es mejor para ti 
hasta que inteligentemente decidas quién y qué eres.

El error no está en elegir lo que es mejor para ti,
sino en no saber lo que es mejor.
 Esto surge por no saber quién eres realmente, 
mucho menos quién buscas ser.





4 comentarios:

  1. Suerte que tenemos a Dios que sabe todas las respuestas, lo que no es tan fácil es saber escucharle, y cuando logramos oírlo nos invade la duda.
    En fin, cosas de la naturaleza humana.
    Un abrazo Hada!
    Júlia

    ResponderEliminar
  2. Ah, Júlia! La cosa es que últimamente se escucha poco el nombre de Dios... Se habla de "divinidad", "energía cósmica", etc... muchas palabras para designar al Creador... ¡sin hacerlo! A lo mejor, por eso no conseguimos oírlo de manera clara.

    Muchos besos, y buen fin de semana

    ResponderEliminar
  3. Que interesante libro querida amiga, no lo conocia, gracias por compartir :)
    Cuan dificil es a veces escuchar a Dios, quizas porque nuestra mente como un monito anda saltando de aqui alla...nos perdemos en conceptos y quizas como dice Donald W. nos olvidamos de quienes somos.
    Nos regalas un lindo mensaje digno de ser reflexionado,
    besos, feliz retorno de las vacaciones!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí me sorprendieron y gustaron mucho estos libros que me acompañan ya después de muchos años.

      Besos

      Eliminar